29 de octubre de 2013

Erase una vez un blog...


E
Erase una vez un blog de cara humilde pero hallado y bien nacido hace nueve meses. Hijo de la mejor de las casualidades y doña Constancia, a medida que se iba haciendo mayor… 

Pues sí, a punto de cumplir nueve meses desde la creación de este blog, no considero que haya sido un parto sino un descubrimiento para mí y, me consta, que para muchas otras personas entre las que –espero y deseo- estás tú.





En efecto, nació de la casualidad y, como tal, comenzó dando si esperar nada a cambio; hoy, tras estos meses, se acentúa la vocación de dar y debo decir que recibo cada día, sin excepción, el agradecimiento general y, puntualmente, el tuyo en particular que, con tus visitas sumas méritos a mis dedos, los mismos que tecla a tecla comparten con tanto agrado en la delgada e inocua línea del tiempo.


Tiempo… Ese mismo que vuela, el que no escatimo para que a tus ojos llegue con las mejores galas; el mismo que preciso para volcar mis ideas y hacerlas tuyas aunque sea mientras las lees; aquél viene y va acumulando a mis espaldas esta gran experiencia.


Experiencia… De tenerte entre líneas, de saberte exigente, de querer sin verte, para poder escribir y no fallar en el mensaje, para volver a exigirme mayor saber en lo que escribo, para mirar y no perder ni una pizca de ilusión.


Ilusión… Por hilar y no perder el hilo, por liar la madeja y ganar tu atención, por brillar entre penumbras y ganarme tu respeto, que no afición; por derramar mi lado creativo y que éste me ayude a llegar a ti para volverte a dar las mil gracias.


Gracias… Por estar ahí, por compartir mi firmamento, por ayudarme a trasladar las bondades de la vida, por dejarme hacerte protagonista de tu vida, por valorar mi verdad verdadera y, sobre todo, por hacerme un poquito más feliz cada día.


Como habrás podido observar, éste no es un post convencional pues ha sido una forma poco habitual de agradecer y, si bien es cierto muy sincera, espero, llegue a gustarte porque va con mi mejor deseo.

Y todo porque, tal como te he comentado antes, ya en el umbral de los nueve meses, este blog ronda las 100.000 mil visitas y he creído conveniente hacerte partícipe de esta particularidad. Como no podía ser de otra manera, mi forma de agradecer tu apoyo y consideración es con una serie de cambios muy visibles para esta misma semana y que, estoy seguro, vas a valorar (positivamente, ojalá):

Cambio cabecera del blog y, con él, la de mis perfiles de Facebook y Twitter a los que, desde aquí, te invito a visitar si lo deseas.
 
Del mismo modo, y para rematar, como si de fuegos artificiales se tratara, te regalo mis “chispas” creativas de la sección “Cosas para recordar” con casi cuarenta nuevas foto-frases para todos los gustos. Esta sección, sin duda, tiene un valor especial para mí. Así te lo hago saber y así me consta que os llega porque goza de una salud de 10.000 visitas en 4 meses.

Para terminar, reconozco que me gustaría saber tu opinión y que dejaras un comentario sobre el blog, lo que te transmite, lo que buscas en él y si lo encuentras, lo que deseas… 



Gracias. ¿Te lo había dicho antes?.

8 comentarios:

Luisa dijo...

Hola David, si antes me gustaba tu página, ahora más.
Gracias por compartir con tus lectores tus opiniones, experiencias, sentimientos,... Hacen bien y ponen en orden muchas ideas. Sigue así, sigue creciendo.

Luisa dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
David Fernández Ojeda dijo...

Muchas gracias, Luisa.

Abrirme camino a través de las redes ha sido todo un descubrimiento; compartir esas opiniones, experiencias y sentimientos, una necesidad; pero de lo que más me alegro es de haber recibido un gran regalo en forma de amigos 2.0 (cada vez más) que, poco a poco, consigo ir desvirtualizando.

Tú eres uno de mis "grandes hallazgos". Gracias por estar ahí.

Cristina Rubio dijo...

Y por cierto ¿Alejandro o David? Qué creo que te llamo cada vez de una manera!!! I'm sorry.

Cristina Rubio dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Cristina Rubio dijo...

Cada día me gustas más y pienso modelarte cualquier día, ¡qué lo sepas!
Enhorabuen por el merecido reconocimiento.
Nos leemos.
Y...¡¡Gracias a ti!!

David Fernández Ojeda dijo...

Bueno, bueno... Gracias, Cristina.
No sé si leer varias veces lo que escribes o hacerte una ola para asimilar tanto entusiasmo que, por mi parte, sólo puede ser correspondido con gratitud y humildad porque, si lo piensas, yo sólo escribo lo que pienso y tú y personas como tú le dais valor en las redes...

Así que, dicho esto, te anticipo que mañana, al filo de la media noche, estreno nuevo post que tendrá por título: "Las `faces´de la vida" (Espero que te guste).

Hasta pronto!
(David F.)

--
¡Ah, por cierto!. Mi nombre es Alejandro David y mis amigos me llaman "David".

JOSE CARLOS COMPARTE dijo...

Hace tiempo que te sigo en las redes y tu actividad en el blog.

Animarte al continuo y constante nivel de publicaciones desde lo profesional, lo personal o lo privado. Desde que abrí mi página tu has sido un referente y por eso mi lema "compartir información y crear sinergias".

Aprovechando de la generosidad de muchos profesionales como tu surge la necesidad de ofrecer oportunidades.

Un abrazo y nos vemos en la red.
www.muñozparreño.es